Actualidad

26A, unión de las izquierdas para impedir la vuelta de la derecha al poder

Ante el anuncio de elecciones generales el próximo 28 de Abril, Izquierda Unida y Batzarre han hecho público un comunicado en el que afirman estar preparados y con buenas  expectativas de cara a la próxima cita electoral.

Ambos partidos, que concurriran en coalición a las elecciones autónomicas y municipales del 28 de mayo,  se han definido como la izquierda necesaria para hacer realidad una alternativa de izquierdas que dé soluciones a los problemas cotidianos de la gente y  ponga freno al avance del bloque de la derecha y ultraderecha.

Nuestra propuesta política se basa en  un modelo de sociedad de bienestar, más justo, solidario, de convivencia, paz  y libertades.

Mantenemos la apuesta por Unidos Podemos, por una coalición de izquierdas fuerte con la participación de colectivos sociales y fuerzas políticas (Podemos, IU, Batzarre, Equo) que sumen. Juntas, estas fuerzas conforman una propuesta de izquierda no nacionalista necesaria. En cualquier caso, los órganos internos  de ambas formaciones tomarán la decisión al respecto en las próximas semanas.

En este momento tenemos retos fundamentales para recuperar derechos, servicios y libertades ciudadanas, tales como la derogación de reformas laborales, ley mordaza, ley de estabilidad presupuestaria, la LOMCE, reforma del código penal en los elementos no restaurativos, así como la reforma de las pensiones, así como la recuperación o el refuerzo de los servicios públicos.

En lo más próximo, tenemos el reto de neutralizar los ataques de Ciudadanos y Vox contra el autogobierno de Navarra.

Desde Izquierda Ezkerra nos vamos a volcar en movilizar y atraer el voto de la izquierda. Comenzamos ya a preparar candidaturas y programa, que serán sin duda los mejores instrumentos para  garantizar la continuidad del cambio e impedir el acceso de las derechas al gobierno.

En nuestra opinión, el gobierno del PSN debería haber continuado a pesar de la prórroga presupuestaria abordando los acuerdos con Unidos Podemos y en este sentido lamentamos  que la derecha y las fuerzas nacionalistas hayan antepuesto sus agendas nacionalistas al interés general rechazando los PGN 2019.